Annapurna 2.010: Mediático, auténtico, trágico.

*Annapurna: Macizo montañoso de 55km en Himalaya. Culmina en 8.091m.
La diosa hindú que le da nombre representa la abundancia en las cosechas.
_____________________

Fue el primer ochomil conquistado. Coronado en 1.950 tras una sobrehumana combinación de coraje, talento e insconsciencia por la cordada del experto Lachenal y el entusiasta Herzog. Hasta hoy, el libro de Herzog: “Annapurna, primer ochomil”, sesgado a mayor gloria del autor, sigue siendo un clásico obligado para todo enamorado de las alturas.
Y hasta hoy, el Annapurna sigue representando mejor que ninguna otra cima -con permiso quizá del K2- la luz y la oscuridad que conlleva el desafío al aire fino. En los últimos días, hemos sido testigos con mayor dramatismo que nunca de un nuevo capítulo de esta historia eterna: Lo mediático, lo auténtico, lo trágico.

LO MEDIÁTICO:  Este Annapurna 2010 ha reflejado descarnadamente la parte comercial y mediática del himalayismo. La carrera de los catorce entre Edurne y Oh Eu Sun incluyó helicópteros, grandes sponsors y hasta televisión en directo desde la cima.  Ambas lucharon con bravura, ambas lograron su objetivo de cima con un enorme apoyo externo.

*Horia e Iñaki en el campo de altura. (Foto: Diario de Navarra)

LO AUTÉNTICO: Tambien pudo verse la parte más hermosa de la montaña: Mientras el mundo entero seguía los pasos de la alpinista coreana, por delante de ella avanzaba discreto un montañero que -el sí- va camino de la leyenda. Horia Colibasanu aguantó en 2.008 cuatro días a 7.400 metros luchando por salvar la vida de su compañero con edema, el pamplonica Iñaki Ochoa. Llegó a intentar fundir nieve con sus propias manos y boca,  arriesgando serenamente su propia vida. Cuando todo acabó, pudimos ver -gracias al gran trabajo documental de Cuatro- al rumano reclamar su deseo de volver a aquella cima porque “Es nuestra montaña” (Si alguien no ha visto esos 23 minutos documentales, recomiendo que no lo retrase un minuto más: aquí el video íntegro)

Dos años despues, Horia volvía al Annapurna
Con una bandera navarra en la mano, hollaba la cima por los dos.

LO TRÁGICO: Desgraciadamente, la parte más trágica del himalayismo apareció de nuevo por sorpresa. Otra vez la montaña más oscura del mundo (40% de fallecimientos vs. cimas) volvió a cobrarse una víctima. En este caso, se trató del alpinista mallorquín Tolo Calafat que asaltaba por quinta vez un ochomil.

*Tolo Calafat en el Shisha Pangma  (Octubre 2.009)

Iba en un equipo de enorme experiencia, haciendo cima con Carlos Pauner y Juan Oiarzabal entre otros. Tras coronar tardíamente, Tolo no logró completar el descenso nocturno hasta la seguridad de las tiendas de altura. Se derrumbó aún lejos del campamento, por efecto del agotamiento. Acompañado por su sherpa Sonam, que dio un descomunal ejemplo de coraje arriesgando su vida por su compañero, ambos afrontaron un vivac casi suicida a más de 7.600m.

Un pimer amanecer vio el descenso de Sonam a las tiendas de altura. A la vez, el sherpa Dawa subía desde las mismas para reequipar y reabastecer a Tolo, porteando material comida y medicinas a la espalda.  Sus compañeros españoles, exhaustos, no tuvieron fuerza ni ocasión de volver por él. Tampoco pudieron hacerlo los sherpas de la coreana. Ni pudo despegar por la meteo el único helicóptero del mundo capaz de subir a tal altura, que milagrosamente estaba disponible en la zona.  El propio Horia al conocer la situación decidió no bajar y se quedó en altura para intentar el rescate. Desgraciadamente, no iba a ser necesario. Dawa lo intentó durante horas, pero no logró encontrar a Calafat, que se había extraviado y apartado de la ruta de descenso habitual

Sobre las 9 de la noche, arrancando su segunda noche al raso, la voz de Tolo a través de la radio se apagó. El  vuelo del helicóptero en el segundo amanecer, con el médico alpinista Jorge Egocheaga a bordo para saltar al rescate, no logró localizarlo. Al final, Tolo no pudo resistir más y su cuerpo ha quedado en la montaña, cubierto por la nieve.

Annapurna es tambien en la mitología hindú un avatar de Durga, la inaccesible. Fiera pero serena guerrera de diez brazos que representa la combatividad femenina. Una diosa dual,  de cosecha abundante y de ardor guerrera. Quizá un aviso a montañeros sobre el compromiso afrontado al querer entrar en su alto reino: La misma  montaña que nos da vida tantas y tantas veces, puede tambien quitárnosla entera de un solo golpe.

*La diosa Durga batalla con el demonio-búfalo Mahisashura.

Tolo, te recordamos.

PD: Para quien desee enviar un mensaje a su familia y allegados, sus compañeros y amigos mallorquines han abierto aquí un buzón que permita atenderlo.

______________________________

.

MÁS INFO SOBRE ALPINISMO, OCHOMILES E HIMALAYA. 

_____________________________________________

Info recopilada por Mayayo para Moxigeno.com

 

Acerca de estos anuncios