EIGER ULTRA TRAIL: Carreras de montaña a la sombra del EIGER (3967m) MÖNCH (4107) y JUNGFRAU (4158). La Ultra de Grindewald, Alpes suizos

EIGER ULTRA TRAIL: Gozar las carreras de montaña en torno a un paisaje de ensueño: Eiger, Mönch y Jungfrau son tres iconos de los Alpes suizos. Hoy os acercamos una carrera desde el corazón de los Alpes Berneses y de una de las montañas que han creado cuna en el alpinismo: el Eiger y su Cara Norte o Nordwand en alemán.

Os la traemos desde nuestro RINCÓN DEL PATRON, tal como corrió Hector Rubio en los años 2016 y 2017. Buscamos así compartir las crónicas de rutas o carreras de montaña que nos remiten quienes han apostado por unirse al equipo como #patroncarrerasdemontana dándose de alta en www.patreon.com/mayayo para apoyar nuestro trabajo como probador de material o corresponsal. Aquí is dejamos la E51, Eiger 51km desde dentro, con Héctor.

Hector disfrutando a tope del ambientazo alpino Eiger Ultra Trail. Foto: org.

___________________________________________

 

EIGER ULTRA TRAIL: CARRERAS DE MONTAÑA BAJO EIGER (3967M) MÖNCH (4107) Y JUNGFRAU (4158)

 

El Eiger Ultratrail perteneciente al Ultra-Trail World tour reúne cada año a miles de corremontes provenientes de más de 70 nacionalidades. Este 2020 no se va a desarrollar en las modalidades originales por las causas ya por todos conocidas, si bien, han montado el Trail Surprise 2.0, con 20 kilómetros y 1300 metros de desnivel que seguro harán las delicias de los participantes el próximo 18 de julio. Para aquellos que estuviesen apuntados para este año, la organización ofrece dos posibilidades tras la cancelación del evento: devolver 60% de la inscripción o donar el 100% de la inscripción a la organización.

EIGER, LA MONTAÑA MALDITA:

El famoso Eiger se encuentra a 3.967 msnm sobre Grindelwald, en los Alpes Berneses en Suiza, y lleva cautivando a visitantes y montañeros durante décadas, especialmente desde 1858 cuando los guías locales de montaña Christian Almer y Peter Bohren, junto con su invitado irlandés Charles Barrington, llegaron a su cumbre por primera vez.

La montaña comenzó a partir de entonces a atraer gran cantidad de aspirantes a alpinistas de toda Europa primero, y del resto del mundo después incluso de lugares tan remotos como Japón. Con esa fascinación por la montaña, llegaron lamentablemente algunos desastres, y una lista de muchos montañeros que perdieron su vida a manos del Eiger”.

Contagiado de ese halo de mito y leyenda, llega en 1921 el nipón Maki Yūkō, quien el 21 de septiembre logra el primer ascenso por la arista Mittellegi junto con Fritz Amatter y Samuel Brawand. El mismo Yūkō-San esponsoriza en 1924 la contrucción del refugio Mittellegi que encaramado en la arista a 3355 m sigue dando cobijo a alpinistas a día de hoy.

Más tarde, en 1938 se consigue, por primera vez¸ ascender temida cara norte (Nordwand en alemán) tras una batalla de 4 días entre el 21 y 24 de julio por parte de Anderl Heckmair, Fritz Kasparek, Ludwig Vörg y Heinrich Harrer.

Posteriormente, en 1969 un potente grupo de 6 alpinistas japoneses: Michiko Imai, Takio Kato, Yasuo Kato, Susumu Kubo, Hiromufi Amano y Satoru Negishi logran una actividad épica. Tras un mes en la pared entre los meses de julio y agosto logran abrir una vía que sorprende por su verticalidad y dificultad técnica, sobre todo en la sección llamada Rote Fluh. Fueron 200 metros muy verticales y desplomados; un auténtico reto para aquella época que concluyen con éxito dando forma a la vía la directísima: VI, A2, 1.800 metros.

Más cercanas a nosotros en el tiempo son, las ascensiones de la cara norte por la vía clásica Heckmair Route a toda velocidad por parte del alpinista suizo Ueli Steck, quien en 2007 logró ascender en 3 horas y 54 minuto; quien fue mejorando sus registros en 2008 con 2 horas 47 minutos 33 segundos y 2015 llevando su cuerpo al límite y consiguiendo subir la pared de 1.800 de desnivel en 2 horas 22 min 55 segundos.

 

GRINDELWALD

El pueblo de Grindelwald, se enclava a pocos kilómetros de Interlaken en el cantón de Berna y es la principal vía de entrada a la conocida región del Jungfrau. Fácilmente accesible vía terrestre através de la maravillosa red de ferrocarriles suizos. Desde España se puede volar a regularmente hasta Ginebra o Berna y desde ahí en tren hasta Interlaken y Grindelwald.

Se trata de una villa turística en la que no hay sesionalidad, es decir, ya sea invierno, verano, otoño o invierno: siempre hay visitantes y siempre hay algo relacionado con la montaña que hacer. En invierno, como es obvio, la mayoría de visitantes se decantan por las múltiples posibilidades de los deportes de invierno, si bien, también hay multitud de turistas que sólo llegan al lugar por lo pintoresco del mismo.

Algo que puede sorprender al viajero es ver la amalgama de nacionalidades que visitan sus calles. La mayoría de establecimientos tienen personal que habla fluido japonés y/o árabe, pues muchos son los turistas que hasta allí se acercan ya sea para emular a los montañeros japoneses, o para ver la nieve por primera vez.

Grindewald, meca deportes de montaña.

Como decíamos, Grindelwald abre la puerta a toda una región en la que disfrutar desde el esquí, pasando por el parapente o comenzar una travesía en esquí de montaña por el glaciar más largo de europa: el Aletsch (23 km de largo).

Así ya sea invierno o verano, vías ferratas, paseos en trineos o en bicicletas de montaña se trata de una de las zonas alpinas con más recursos naturales y turísticos que ofrece al visitante la oportunidad de maravillarse a cada paso, ya sea por la belleza del paisaje o por la lindeza de los pueblos alpinos que rodean a Grindelwald como por ejemplo Lauterbrunnen y sus cascadas.

La estación de esquí “Jungfrau Region” es también un referente mundial. Sus más de 200 kilómetros de pistas de esquí están divididas en tres grandes zonas Grindelwald-Wengen, Grindelwald-First und Mürren-Schilthorn, y con el descenso del Lauberhorn forman parte del circuito mundial de esquí alpino.

Otra de las curiosidads que nos deja esta impresionante zona alpina es que posee el descenso en trineo de nieve más largo de Europa, con casi 16 kms de descenso para los más avezados desde la cima del Faulhorn a 2.681 msnm (punto más alto del Eiger Ultra Trail) hasta Grindelwald a 1.064 msnm

Abajo, os dejo una foto propia del Eiger y Mönch desde las pistas de esquí de Grindelwald-Wengen. Lujo….

LAUBERHORNRENNEN- EL DESCENSO DEL LAUBERHORN a wengen

Otra de las cosas por las que se conoce Grindelwald y a su vecina Wengen es por formar parte de la Copa del Mundo de descenso de esquí. Así, con casi 4,5 kms de distancia, un porcentaje que va hasta el 42% y unos 1000 metros de desnivel negativo el descenso del Lauberhorn es uno más famosos, vertiginosos y rápidos del circuito mundial de descenso de esquí.

Los esquiadores profesionales lo recorren en unos dos minutos y medio, llegando algunos de ellos a marcar tiempos de bajada de hasta 160 km/h. En este 2020 y antes de que llegase la pandemia pudo celebrar su 90° cumpleaños. El mismo recorrido, pero a la inversa es uno de los circuitos de senderismo más famosos de la zona.

Abajo os dejamos el magnífico mapa de pistas de esta estación en plenos Alpes Berneses. 

 

 

EIGER, MÖNCH y JUNGFRAU, LA LEYENDA DEL OGRO; EL MONJE Y LA DONCELLA

Como en muchos otros lugares del mundo con montañas, las leyendas forman parte de la cultura y el folklore popular. Y con el Eiger (Ogro en alemán), no podía ser de otra manera.

Así pues, cuenta la leyenda que que en la zona del valle de Grindelwald habitaba una bella doncella (Jungfrau) que caminaba despreocupada por los verdes prados alpinos hasta que un día se topó con un Orgo (Eiger) el cuál al verla quedó perdidamente enamorada de ella y comenzó a pretenderla. Si bien, este Ogro, según cuenta la leyenda no era un ser feo, lleno de verrugas, sino un esbelto y fornido joven.

En su intento de escapar, la bella doncella se topó con un Monje (Mönch) que también habitaba esos lares y ella espantada por la persecución del Ogro le pidió su ayuda.

“Señor Mönch, por favor ayúdeme, me persigue Eiger” – le dijo la Doncella (Jungfrau)

“Eiger me persigue porque quiere que sea suya, pero yo no quiero”- continuaba

El Monje le contestó, sí creo que podría ayudarte, pero deberás pagar un alto precio a lo que la doncella accedió.

En ese momento se escuchó un gran estruendo en el valle, el estruendo se convirtió en terremoto y de ellos nacieron el Eiger, el Mönch y la Jungfrau.

La leyenda continúa diciendo que el Mönch 4107 m separa al Eiger 3967 m del Jungfrau 4158 m para que el Ogro no la poseyera, y con el paso del tiempo han llegado a ser nombrados Patrimonio Mundial de la Humanidad.

Aquí os dejo otra foto propia: De izquierda a derecha podéis ver el Eiger, el Mönch y la Jungfrau, desde el Piz Gloria 2970msnm

 

EL JUNGFRAUJOCH Y EL TREN QUE SUBE HASTA 3500 metros.

El Jungfrabahn o tren del Jungfrau es un ferrocarril que se comenzó a construir allá por 1896 y que tras años de mucho esfuerzo y sudor de los trabajadores contratados para tal efecto, se inauguró el 1 de Agosto de 1921. A día de hoy y por el módico precio de unos 250 € sube en sus 9 kilómetros de distancia a los viajeros desde Kleine Scheidegg a 2.061 msnm hasta los 3.454msnm del Jungfraujoch.

El tren, horadado en la cara norte del Eiger, lleva al viajero a través de dos paradas intermedias en las que a través de ventanas se puede experimentar la verticalidad de la pared norte y admirar glaciares que en otras circunstancias estarían solo reservados a los montañeros más experimentados. Impresionante fotografía desde la segunda para intermedia en el Jungfraubahn a unos 2.900 msnm

__________________________________

.

EIGER ULTRA TRAIL: UNA CLÁSICA MODERNA, NACIDA EN 2013.

 

Inspirado en estos mitos nace en 2013 el Eiger Ultra Trail de la mano de veteranos de la montaña como Ralph Naf y Werner Martí, entre otros muchos miembros del equipo. Año tras año se ha ido consolidando como una de las citas obligadas del Ultra Trail mundial y que ha visto coronarse a atletas como Jordi Gamito, Francesca Canepa, Erik Clavery, Diego Pazos, Pau Capell y el propio Ulei Steck entre otros.

Te engancharán las rutas de carrera. Pasan por algunos de los lugares míticos donde comienzan las ascensiones tanto al Eiger como a los otros tres cuatromiles de la zona: Grosse Scheidegg, First, Faulhorn, Schynige Platte, Wengen, Männlichen, Kleine Scheidegg… Todos ellos, así como el recorrido a lo largo de la base de la cara norte de Eiger, ofrecen una experiencia alpina realmente espectacular. Aquí podéis ver la imponente cara norte el Eiger y la arista Mittelegi vistas desde la plaza de salida el Eiger Ultra Trail en Grindelwald.

EIGER ULTRA TRAIL: CINCO CARRERAS DE MONTAÑA.

Cinco carreras de montaña: Plenamente consolidado, el certamen ofrece hasta cinco recorridos distintos para que todos los corredores puedan adaptarse a la distancia que les sea más adecuada y disfruten de las impresionantes vistas de los cuatromiles de la zona.

La prueba reina, E101, con 101km y 6700m de desnivel positivo; y la E51, de 51km y 3.100m D+, cuentan con más de un 30% de participación extranjera, fruto de la internacionalización del evento, habiendo grandes cupos de corredores llegados de Japón, China y Países Bajos. La salida está programada a los 4:30 de la mañana para la E101, a las 7.15 para la E51 y a las 10.00 para las E35 y E16 respectivamente.

Como curiosidad contaros que la carrea E51 se puede correr por parejas ya sean hombre-hombre, mujer-mujer- hombre-mujer y obtienen una clasificación específica, además todo aquel que cruce la línea de meta en cualquiera de las modalidades recibe como medalla finisher una piedra que ha sido recogida en la cara norte del Eiger.

EIGER ULTRA TRAIL: MAPA, RECORRIDOS Y PERFILES

  • E101 Se trata de una vuelta completa que inicia y finaliza en 101 km +6700 la organización lo anuncia con el siguiente lema: ¡más duro que escalar la pared norte solo!; Tiempo máximo 25 horas
  • E51 y E51 Couples con salida y llegada en la plaza del pueblo de Grindelwald. 51 km +3100; Tiempo máximo 14 horas
  • E35 Salida desde Burglauenen y llegada a Grindelwald 36 km 2.410 D+, tiempo máximo 9 horas
  • E16 con salida y llegada en Grindelwald 16 km +98; tiempo máximo 4 horas

Puntos ITRA para el Ultra Trail Mont Blanc: El Eiger Ultra Trail es carrera calificativa para la Ultra Trail du Montblanc. La prueba reina (101kms) da 5 puntos en ranking; la E51 y E51 Couples (51km) da 3 puntos en el ranking; y E35 (35km) da 2 puntos en el ranking y la E16 (16km) da 1 puntos en el ranking.

 

E51 ULTRA TRAIL, DESDE DENTRO: CRÓNICA PERSONAL.

En mi caso durante dos años, 2016 y 2017 he corrido el E51. La prueba comienza con dos diferentes horarios las 6.45 am para aquellos que estimen realizarán menos de 8 horas y  las 7.15 para el resto.

La salida está situada en mitad del pueblo de Grindelwald, dejando a nuestras espaldas la esbelta sombra del Eiger. Tras un par de kilómetros callejeando nos encontramos en mitad del bosque alpino por un sendero que comienza a arañar metros de desnivel positivo. Ya con las primeras luces de la mañana y camino del primer avituallamiento la belleza del paisaje desacentúa el cansancio. Una vez llegamos al primer punto de avituallamiento y tras giro a la izquierda del sendero, me produce el primer gesto de exclamación Wooooo: ante todos nosotros se extienden el Schreckhorn, la airsta Mitellegi, el Eiger y el Mönch.

Eiger ultra trail, un continuo espectáculo de belleza alpina.

Si bien el espectáculo en el lado del valle en el que estamos, no deja para nada de ser igual de impresionante oteando al fondo el que será el techo y ecuador de la carrera, el Faulhorn y sus 2.680 m de altura. Una vez el atleta llega a la cima del Faulhorn y tras haber superado 700 m de desnivel en apenas 2 km comienza un descenso vertiginoso en el que a la izquierda siguen presentes los gigantes cuatro miles y a la derecha se pueden ver los lagos que separan la vecina Interlaken.

Sobre el kilómetro 30 comienza un descenso vertiginoso por el bosque que, a través de zigzags llenos de raíces, en el que el bajadores experimentados pueden arañar bastantes minutos al crono.

Llegados a la localidad de Burglauenen en el kilómetro 45 quedan sólo 7km por falsos llanos en asfalto donde el calor generalmente hace mella. A cambio, la sabida recompensa de la meta empuja al atleta a completar la última ascensión del día, Son apenas +150m que llevan a  los últimos 600 metros por las calles del pueblo, Un lugar atestado de gente con sus cencerros hace por un momento olvidar al atleta el sufrimiento que ha necesitado para llegar hasta alli, Eufórico, de nuevo con el Eiger de testigo podrá cruzar la meta y recibir su ansiada medalla de finalista, una piedra tallada de la cara norte del Eiger.

En definitiva, veo al Eiger Ultra Trail como una carrera muy recomendable para cualquier corredor de montaña, élite o popular.

Por mi, volvería otra vez sin dudarlo. Lo haría tanto por el nivel de profesionalidad que pone la organización como por las impresionantes vistas y paisajes que recorren sus diferentes trazados. Si eres popular, la gozarás solo con eso. Si eres élite…tendrás muchos y buenos rivales con quienes zurrarte la badana en un gran ambiente. 

 

EIGER ULTRATRAIL: GALERÍA DE FOTOS POR LA ORGANIZACIÓN.

.

SI TE GUSTA LO QUE LEES AQUÍ, DESDE 2007 HASTA HOY…

CLICA ESTE BOTÓN PARA APOYARNOS EN PATREON.COM/MAYAYO